El regreso de Gnome a Ubuntu

Me encanta Fedora, tengo con ese sistema operativo una relación especial, estamos hechos el uno para el otro, pero no para los drivers. Y es que tras pelearme varias semanas porque se llevase con mi portatil, seguí con problemas con el WiFI y con dedos fantasma en el touchpad.

Entonces la noticia, que no es que Unity regrese al Oblivion, sino que al fin, actualizaban Gnome en Ubuntu. Eso sí que es un milagro.

Captura de pantalla de 2017-04-14 00-08-19

Cuando por cuestiones de la vida, he tenido que volver a probar el sabor rosa de Ubuntu, me he llevado las manos a la cabeza, y es que la versión Ubuntu Gnome 16.04 traía Gnome 3.18 y GTK 3.18.9 Con lo que los programas eran prácticamente inutilizables, tanto en Gnome como en Unity, problema que no pasaba con QT.

Entiendo que es un problema de recursos, mi post que quede claro, es por la ilusión que me hace que al fin se actualicen las bibliotecas del gnomo en Ubuntu, en mi opinión, el volantazo que pegaron tanto Gnome como Canonical en su momento no ha hecho ningún bien a nadie. Mientras que Canonical, por ejemplo, proponía una barra de menú universal al estilo del Mac, Gnome apostaba por eliminar dichos menús por completo, dejando las increíblemente inútiles barras de 4 cm que tooodos adoramos.

Captura de pantalla de 2017-04-14 00-24-44

Por suerte, creo que la apuesta de Gnome ha dado sus frutos, y según se han ido adaptando las aplicaciones a las nuevas bibliotecas, se gana mucho.

Captura de pantalla de 2017-04-14 00-28-06     Captura de pantalla de 2017-04-14 00-28-51

El ambiente es estético, elegante y funcional, no le puedo pedir más a un escritorio cuando en cada actualización añaden mejoras, Nautillus vuelve a ser útil*, Pitivi ha logrado que abandone a Kdenive, y las herramientas que trae el escritorio son dignas de competir contra otros sistemas.

*En Ubuntu traen un Nautilus 3.20 parcheado, no entiendo muy bien por qué, en Fedora no da fallos.

No hay que ver lo que es Gnome ahora, mientras sea funcional, sino lo que puede llegar a ser, y creo que hay caldo de cultivo como para desarrollar un escritorio que deje la boca abierta a todos. Basta decir que roza la calidad de KDE.

Aquí soy optimista con lo que se puede conseguir si se negocia a la hora de picar código. Si RedHat y Canonical suman fuerzas juntos para desarrollar Gnome, cuidado.